Clase de estructuras y construcción II: el umbral de la entrada

Monumentalidad y legibilidad de la

Monumentalidad y legibilidad de la entrada en los entornos populares. Razón de ser estructural y funcional

Portilla de entrada a una finca en Quirós, Principado de Asturias. Septiembre 2009. FATografia.

Siempre me han interesando los límites. En especial, ese umbral que une distintos grados de privacidad.

Aquí, en el caso que muestra la fotografía, no tiene especial interés esa transición, ese espacio tridimensional bajo el cual actúan infinidad de verbos fugaces o etéreos, sino que ese límite se aplana, creando consecuentemente una frontalidad. El plano tiene dos caras, un frente y un envés. Un plano (ancho por alto) que se enfrenta a tí. Podríamos extraer más conceptos implícitos muy válidos para proyectar, pero lo interesante de todo esto es que todas esas ideas surgen como consecuencia de una estricta razón estructural y funcional.

Estructural, porque tanto la diagonal de la portilla como el arco/viga superior sirven para dar estabilidad y evitar que los ángulos varíen.

Funcional, porque el arco/viga sirve para que pase un carro cargado de hierba seca (antes, tirado por animales; hoy, tirado por un tractor). Es algo similar a lo que sucede en las viviendas populares de las agras coruñesas, donde una viga/arco permitía el paso del carro cargado a su interior.

Usar el término monumentalidad no es correcto en este caso, ya que la escala es prácticamente humana, pero con ello quiero decir que que esa viga curva (que no funciona como un arco y por tanto tampoco se puede denominar arco) le otorga otro carácter a la entrada. No es lo mismo atravesar ese límite bajo una viga que sin ella.

Anuncios

~ por tifosoarchitecture en febrero 4, 2010.

 
A %d blogueros les gusta esto: